LAS CISTIERNAS DEL TESO DE MORA

El yacimiento se ubica en el castro del «Teso de la Mora», al norte del casco urbano de la localidad de Molacillos a 15 Km de la capital zamorana.

Destacan los restos de dos cistiernas romanas y diverso material constructivo romano.

Sobresalen las cerámicas de pastos anaranjadas pintadas en negro y otras de tipo común.

Las cistiernas son dos depósitos gemelos subterráneos de planta rectangular.

Cubiertos con bóveda de cañón  y fabricados con el hormigón romano.

La superficie interna de los ábsides aparece recubierto por un revestimiento de cal y ladrillo.

Un muro central perforado por tres vanos de arco de medio punto comunica ambas cámaras.

Pueden almacenar 211 metros cúbicos cada una.

Estas importantes construcciones fueron erigidas seguramente por el ejército romano.

El abandono de las cistiernas se produjo antes de mediados del siglo I Después de Cristo.

Tal declive fue ocasionado al decaer la necesidad por la que se habían construido.

La finalidad principal de las cistiernas era dar servicio a las tropas en la vía XXVI del itinerario de Antonio.

Dicho itinerario comprendía el tramo entre Brigecio al norte en Fuentes de Ropel y Ocelo Duri en Villalazán al sur.

Este itinerario romano entre las dos localidades se menciona como Vico Aquaria «Aldea del Agua».

La cistiernas del Teso de la Mora están catalogadas como un Bien de Interés Cultural en la categoría Zona Arqueológica

EN FR DE IT ES