EL TRATADO DE ALCAÑICES

El Tratado de Alcañices delimitó las fronteras entre España y Portugal.

Una de las fronteras más antiguas y sólidas de Europa.

El tratado se firmó el 12 de septiembre de 1297 en la villa de Alcañices.

Los firmantes fueron el rey Fernado IV «El Emplazado» de Castilla, en cuyo nombre actuaba la reina María de Molina por ser menor de edad y el rey Dionisio «El Labrador» de Portugal.

En 1294 la reina María de Molina, tutora del rey Fernando había amenazado al rey de Portugal Dionisio I con romper los acuerdos establecidos entre ambos reinos si persistían los ataques a la Corona de Castilla..

Ante las amenazas de la reina, el rey de Portugal decide retirarse de la Corona de Castilla.

Mediante el Tratado de Alcañices quedaron fijadas ,entre otros puntos , las fronteras entre el reino de León y el reino de Portugal.

En el Tratado de Alcañices se confirmó el enlace entre Fernando IV de Castilla y la infanta Constanza de Portugal.

Las consecuencias a largo plazo de este tratado fueron duraderas.

La linde entre ambos reinos apena se modificó convirtiéndose , por tanto, en una de las fronteras más longevas del continente europeo.

Alcañices, villa donde se firmó el tratado ,está declarado Conjunto Histórico.

Destacan la Torre del Reloj, el convento de San Francisco.

Fachada principal del Convento de San Francisco en Alcañices
Lateral del convento actual sede de la Oficina de Turismo de Alcañices

Si quieres conocer más sobre Alcañices y su entorno, Dejate Guiar por un Guía Oficial de Turismo.

Una visita guiada no es un Free Tours

Contacta con la Asociación Zamorana de Guías de Turismo https://asociacionguiaszamora.com

EN FR DE IT ES